“Si hubo policías que ejecutaron los disparos, también hubo encubridores”

La intendenta de Monte, Sandra Mayol, en diálogo con Radio Provincia relató las dudas en torno al accionar policial que surgieron después de acceder a las cámaras de seguridad apostadas en la Avenida donde perdieron la vida los 3 chicos y el joven de 22 años, que viajaban en un fiat 147 y chocaron con un acoplado en momentos que eran perseguidos por una camioneta de la Policía Bonaerense.

 

“Tomé conocimiento de un hecho a partir de las primeras informaciones, pero después todo se transformó en una historia de terror, empecé a escuchar testimonios de vecinos, gente que se acercaba y contaba otra versión diferente a la que daba la Policía, y comencé a dudar. Inmediatamente revisamos las cámaras y ahí se muestra claramente lo que pasó”, relató la jefa comunal.

Mayol dijo además que “las pericias primarias decían que no habían tiros, pero fueron realizadas por la misma policía…yo me pregunto por qué tanta mentira para tapar los hechos..” y además aclaró en torno a los incidentes que ayer terminaron con una oficial herida que “el dolor hay que escucharlo pero no se puede seguir lastimando”-

“En la investigación está trabajando Gendarmería pero en las primeras horas trabajó la policía, y si hubo alguien que ejecutó hubo otros que limpiaron la escena y hay que sancionarlos”, sentenció.

La versión policial del hecho indica que el pasado lunes, efectivos de una patrulla intentaban identificar a los ocupantes de un Fiat 147, pero el auto escapó a gran velocidad y terminó estrellado contra un camón con acoplado que se encontraba estacionado.

El vehículo quedó totalmente destruido y de los cinco adolescentes de entre 13 y 14 años que iban en el auto sólo sobrevivió una joven, que lucha por su vida en un hospital de la zona.

Ayer, vecinos de San Miguel del Monte participaron de una protesta en la que alegaron que se trató de un choque por una violenta persecución policial que incluyó disparos. Se asustaron y los balearon por atrás, dijo el padre de Danilo, uno de los menores fallecidos.

En una captura de una cámara de seguridad se puede ver la figura de uno de los policías saliendo del patrullero por una de las ventanillas. En este punto, los vecinos y las familias -que reclaman justicia- sostienen que el efectivo sostenía un arma desenfundada, incluso, que disparó. Metros más adelante, el conductor del Fiat pierde el control de vehículo y choca contra el camión.

En tanto, versiones policiales indican que el efectivo alumbraba con una linterna la patente para poder identificarla. Asimismo, dejaron trascender que adentro del auto encontraron botellas de cerveza. Las armas fueron entregadas al fiscal de Cañuelas, Lisandro Damonte, a cargo de la causa.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *